¿La diabetes debería considerarse una enfermedad cardiovascular?
16188
post-template-default,single,single-post,postid-16188,single-format-standard,bridge-core-2.2.1,vcwb,ajax_fade,page_not_loaded,,transparent_content,qode-theme-ver-20.8,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.1,vc_responsive,elementor-default

¿La diabetes debería considerarse una enfermedad cardiovascular?

¿La diabetes debería considerarse una enfermedad cardiovascular?

Como sabemos, conforme la ciencia avanza tenemos información a la mano que nos hace abordar la realidad desde distintas maneras, y esto pasa también con las enfermedades. Es por ello que el entendimiento de los padecimientos humanos va cambiando y con la diabetes este fenómeno no es la excepción.


Y en este sentido, durante la celebración del Novo Nordisk Leaders Summit 2021, realizado en forma virtual los pasados 19 y 22 de mayo, especialistas de todo el mundo discutieron respecto a que la diabetes sea considerada como una enfermedad cardiovascular. 

Pero, ¿Por qué?

Bueno, en opinión de especialistas como el Dr. Kausik Ray, director del Centro Imperial de Prevención de Enfermedades Cardiovasculares del Reino Unido, la diabetes debe abordarse considerando el riesgo cardiovascular existente, como ejemplo de esta necesidad, está el hecho de que el 58% de las muertes de pacientes se deben a causa cardiovascular.

“Si la persona con diabetes ha presentado alguna enfermedad cardiovascular a los 40 años, pierde aproximadamente entre 15 y 20 años de vida”, apuntó Ray durante el encuentro.

También, Ray advirtió sobre la aceleración de la aterosclerosis en los pacientes como otro ejemplo del porqué es necesario reconocer a la diabetes como una enfermedad cardiovascular.

“El antiguo abordaje de la diabetes se enfocaba solamente en el control glucémico, pero no tenía mayor impacto en las enfermedades cardiovasculares. Ahora nos hemos dado cuenta de que la diabetes necesita un abordaje holístico e integral, que contemple mejoras en el estilo de vida, dejar de fumar, controlar el peso, los lípidos y la presión arterial, así como reducir el riesgo cardiovascular.”, reforzó el especialista sobre este punto de vista.

Cabe recalcarse, asimismo, que las complicaciones macrovasculares de la diabetes son causa de enfermedades cardiovasculares, como los ataques cardiacos, los accidentes cerebrovasculares y la insuficiencia circulatoria en los miembros inferiores.

¿Tu qué opinas de esta propuesta?